¿Cómo sacar partido a un sifón en la cocina?

Las cocinas españolas cada vez son más innovadoras. Más allá del auge gastronómico que se vivió durante la pandemia, los españoles gustan de pasar el tiempo cocinando para agasajar a sus invitados.

El incremento de cursos de cocina que ofertan algunas escuelas da buena cuenta de las ganas que se tienen de aprender a innovar en los fogones y sorprender con platos elaborados que conquisten a los paladares más exigentes. Solo hace falta echar también un vistazo a las cifras de audiencia de los principales concursos de cocina para ver que sí, que España es país cocinero.

Pero, lo que está claro es que, para lograr innovar, es necesario apostar por algo más allá del cucharón y espumadera para la cocina. Por ello, desde hace unos años, el sifón ha entrado para hacerse un hueco en las apuestas más atrevidas en forma de receta.

Aunque, ¿se sabe sacar partido a un sifón en la cocina?

Si hay algo por lo que se ha conocido internacionalmente a Ferrán Adriá, ha sido por sus espumas.

Esta forma de presentar sabores tan original ha sido clave para la cocina de vanguardia de principios de este siglo. Y ese traspaso desde las cocinas más exquisitas hasta las domésticas ha sido una realidad.

Cualquier cocina que se precie dispondría de un sifón capaz de , como explican desde https://exotic-whip.com/es, conseguir las mejores texturas y espumas en casa.

Sin embargo, no se trata de adquirir el primero que oferten, porque dependerá del uso real que se le va a dar. El tipo de recetas que vayan a desarrollarse será el que haga que uno se decante por un modelo u otro, teniendo en cuenta siempre que, tal como explican en su web, «con este artilugio de cocina podrás elaborar emulsiones en diferentes texturas dando un giro profesional a la cocina molecular».

Quizás también te interese:  Paellas Gigantes El Tirol, la solución para una época diferente

¿Cómo funciona un sifón? Básicamente todo se centra en las posibilidades que ofrece el óxido nitroso cuando funciona en su interior, en conjunto con el modelo, boquilla y complemento que se le instale al aparato.

Ya no hay excusa para decir que en casa no se puede procesar igual que en un restaurante de lujo dirigido por alguno de los principales chefs del panorama gastronómico español. Hoy en día, con páginas como la mencionada, cualquier cocinillas está a un paso de conseguir elaborar las mejores espumas en su cocina.

Ideas de espumas en dulce y salado

Aunque todo el mundo piensa en la nata montada y en las espumas dulces, la verdad es que el abanico de salado que puede proponerse también es muy interesante.

Por ejemplo, para platos de pescado hay chefs que recomiendan apostar por potenciar el sabor con espumas de cava y lima que sustituyen al clásico limón sobre el plato, haciendo de cualquier receta una sofisticada bomba para el paladar.

La espuma de mejillones es una atrevida propuesta para cualquier crema de marisco que se precie, potenciando los sabores de mar como nunca.

Para entrantes, la espuma de patés es clave para sorprender nada más abrir la tanda de aperitivos.

Otra espuma recurrente y muy versátil para acompañar tanto pescado como carne es la espuma de patata o de aceite, dos de los productos más conocidos de nuestra tierra.

Dicho esto, no se puede olvidar la amplia oferta de sabores que puede conseguirse en dulce gracias a natas montadas, a espumas de frutas o cualquier licor que se precie mezclado con exóticas.

Quizás también te interese:  ¿Cuáles son las tendencias del catering?